El baño, como el resto de lugares de una casa o de un negocio, necesita una decoración, una limpieza y, en general, de unos cuidados que a veces no se conocen o no se saben de algunos trucos que pueden ayudarte a hacerlo todo más fácil y rápido.

Por eso nos gustaría echarte una mano para que puedas limpiarlo y adecentarlo lo mejor posible tanto en los accesorios que lleva como la grifería y, en general, todas las instalaciones que tiene.

Grifería

Con la grifería has de tener cuidado porque, si vives en una zona donde el agua tiene mucha cal es posible que, a la larga, se queden manchas. Para que eso no ocurra puedes usar algunos trucos como por ejemplo:

  • Secar los grifos cuando ya los has utilizado. Es bueno tener un paño para eso y no usar la misma toalla porque, con ella, vas a mancharla o a coger gérmenes que se pueden evitar con el propio paño.

  • De vez en cuando podrías usar algún producto para abrillantar los grifos. Por ejemplo, el producto que se usa para limpiar las vitrocerámicas se usa a menudo para abrillantar los fregaderos y grifos de la cocina y, también, puede servirte para el baño (solo para los grifos, se entiende).

  • Si el grifo ya tiene cal puedes comprar algún producto para eliminarla o bien puedes probar con zumo de limón dejándolo que surta efecto (o zumo de limón con un poco de bicarbonato).

Espejos

Los espejos, cuando te duchas o tienes el baño cerrado mucho tiempo, empiezan a empañarse y son difíciles de secar, más si lo haces con una toalla. Al final debes abrir algo para conseguir que el cristal muestre la imagen nítida.

Para que eso no te ocurra puedes, por ejemplo, limpiarlo con un poco de agua con jabón y unas gotas de champú. Que no te de miedo usarlo; te servirá para que no se empañe el cristal y así no tendrás que enfriar el lugar, sobre todo en invierno. Por supuesto esto se suele ir pasando el efecto así que tendrás que repetirlo cada x tiempo.

Azulejos

Si tienes azulejos en el baño sabes lo engorroso que es limpiarlos cuando toca limpieza en el hogar.Para hacerlo más rápido podrías usar la mopa si empapas el trapo de la misma en una mezcla de agua con zumo de limón o vinagre de manzana, sal o bicarbonato. Solo tienes que pasarlo de arriba a abajo (si el baño es lo suficientemente grande). Otro truco es usar un poco de lejía con bicarbonato y, si ves que entre los azulejos hay manchas, prueba con un cepillo de dientes viejo para frotar entre ellos.

Inodoros

Los inodoros es de las zonas que más se ensucian y que más limpias se deben tener. Si no quieres gastar en productos que pueden ser corrosivos, lo mejor es alcohol o vinagre caliente. Si además lo usas habitualmente harás que el sarro y la cal no se le acumulen fácilmente.

More...