Los frontales de ducha son muy habituales en toda clase de hogares por su sencillez, comodidad, seguridad y estanqueidad. Pero qué opción es la mejor?

Ventajas de los frentes de ducha con apertura corredera:

1 -No necesitan espacio para su apertura siendo un tipo de mampara muy recomendable para baños con pocos metros o que tengan muebles alrededor del baño o ducha.

2 – Las mamparas de ducha con apertura corredera se adaptan a cualquier tipo de plato y ofrecen una amplia variedad de modelos. Por eso son de las más habituales en los hogares.

3 – Al cerrarse por completo, ofrecen un alto nivel de estanqueidad y aislamiento, no permitiendo que el agua salga fuera del baño o ducha.

La mayor seguridad, higiene y aislamiento que ofrecen las mamparas de ducha con respecto las otras alternativas como las cortinas, han convertido a las mamparas de baño en una tendencia al alza.

Sus ventajas son frente las alternativas son:

1 – Reducción de las salpicaduras gracias a que aportan mayor aislamiento y estanqueidad.

2 – Muchas más seguridad frente a posibles impactos y apoyos que las cortinas, ya que la estructura de la mampara ofrece mayor robustez gracias  a la perfilería y a los vidrios.

3 – Su aislamiento también significa que la temperatura se conserva mejor en el interior.

4 – Mayor durabilidad.

Los frontales de ducha son ideales para cerrar la ducha de lado a lado y así evitar que se salga el agua al ducharnos.
Normalmente son mamparas de ducha correderas. Las correderas constan de 1 fijo y una hoja corredera. La hoja corredera permite no dar golpes con muebles, inodoros o cualquier elemento que tengamos en el baño. Es la forma más práctica. Hoy en día, es la opción más demandada por los clientes.
Además en los últimos años, las mamparas correderas, han ganado en calidad y hay realmente buenas opciones a precios realmente increíbles.