El baño ha dejado de ser un espacio monótono y estático en cuanto a decoración se refiere, ya que cada vez contamos con más posibilidades que nos permiten tener un baño acorde a nuestro propio estilo, para hacer de él una parte importante de la casa donde sentirnos a gusto y relajarnos.

Una de las propuestas más modernas e innovadoras, solo apta para los más atrevidos, es un baño que cambie de color constantemente, dejando de lado la monotonía.

Ésto es posible gracias a baldosas que aprovechan los cambios de temperatura típicos del cuarto de baño para cambiar de color. Se trata de baldosas de cerámica que, colocadas como recubrimiento de para las paredes alrededor de la ducha, la bañera o incluso el lavabo, ofrecen ambientes únicos y en constante transformación.

Este tipo de recubrimientos también pueden ser instalados en cualquier estancia de nuestro hogar, sin embargo el baño es el ambiente ideal, gracias a los constantes cambios de temperatura que tienen lugar en él a lo largo del día, de modo que no encontraremos nuestro baño igual ni un solo momento.

More...